miércoles, 7 de octubre de 2009

Prusland, la tierra donde todos ganan

Ayer 6 de octubre, Prusland abrió sus puertas y salió a la palestra.

En una presentación para minorías y escogidos, Antonio y Juan nos enseñaron a su retoño. Un retoño que ha estado gestándose durante 14 meses de mucho trabajo, pasión e ilusión.
  • Prusland, tierra de productores y usuarios, viene a revolucionar el mundo de la publicidad. Dejemos atrás la publicidad convencional y demos un nuevo enfoque en el que todos ganan.
  • Tres actores: anunciantes, productores y distribuidores.
  • ¿Qué quieren los anunciantes? Contactar con un público que ha cambiado: ya no ve la tele, odia la publicidad, está cansado de lo de siempre.
  • ¿Qué quieren los productores? Ganar dinero por ese vídeo que hacen.
  • ¿Y los distribuidores? Aprovechar el tirón que tiene su blog, su red social, aprovechar los miles de visionados que hacen sus fieles lectores del contenido que él les ofrece.
Este es el negocio. Empieza el juego de la oferta y de la demanda.

  • El anunciante ofrece diferentes campañas en Prusland. Todas las campañas serán visibles en la web de Prusland. Se mostrará información del pago por cada 1.000 visionados del vídeo (unos 12 euros), cuándo empieza y termina la campaña, el número de visionados programados, hay un límite, los que ya se han efectuado, el dinero que ya se ha repartido,... Prusland quiere dar la máxima transparencia.
  • El productor elige a qué campaña apuntarse y con qué vídeo. Sube el vídeo a Prusland. Prusland le añade al principio del mismo el anuncio, de unos 12 segundos, y el pixel trazador, importante para contabilizar el número de visionados. El vídeo está listo para ser distribuido.
  • El distribuidor ve el vídeo del productor y se ofrece a distribuirlo. Negocia con el productor cómo repartirse el pastel. Qué % de las ganancias me quedo yo como distribuidor, si es todo o proporcional,... Juguemos.
  • En este juego, podemos ser a la vez productor y distribuidor.
A tener en cuenta:
  • Vídeos máximos de 5 minutos.
  • El anunciante puede sacar bola negra a un productor. Me alegro de que te hayas apuntado a mi campaña del último modelo de Audi, pero no me apetece anunciarme en tu vídeo en el que salen coches BMW.
  • Prusland paga a partir de 10 euros, dos veces al mes y sólo si el anuncio se ha visto al completo.
Los primeros anunciantes que se han apuntado al juego: Coca-cola, Playstation, Movistar y Peugeot.

Durante esta semana la web está en pruebas con campañas fictias y bajo invitación. Pero después el juego comienza.

¿Interesante? ¿Novedoso? ¿Pegará? Parece diferente y el tiempo hablará. Lo que sí está claro es que el vídeo importa y vaya si importa.

Más información en el blog, la web y el twitter de Prusland.

Gracias a Gonzalo Martín por su invitación a la presentación.
Publicar un comentario en la entrada